martes, 30 de diciembre de 2014

yo



Algunos días se esfuma el amor
y el miedo ocupa todo el espacio.
Otros hay luz,
dejo de mirar los puntos oscuros
y me acaricio con la tibieza del sol.
No me planteo traiciones,
dolor, ira, revancha,
me detengo y noto la brisa,
el olor de las primeras gotas de lluvia
y entro en mi amor,
en el amor por mi,
por mis momentos de paz y los otros.

Hoy el viento era fresco.
He corrido con ganas, disfrutando del amanecer
y del olor a tierra húmeda.

Yo soy, y es lo realmente cierto
añil

sábado, 27 de diciembre de 2014

Granada


Ella es una boca jugosa,
encarnada como un durazno
de sangre
y clorofila carmesí; un granate
que desprecia al pintalabios
y dibuja de memoria el apetito
que enmarcan sus dientes.

Ella es deseo y es frescor,
es salsa para mi pan
y son granos delineados
su boca abierta;
se nos han volado
muchas hojas del calendario,
pero sigue siendo el carmesí
que invita a la batalla
y a vencer la alineada frontera
de su granada desgajada.

Ella es jugoso otoño;
yo una sed desértica
que nunca se sacia,
que jamás se siente ahíto
y sueña en la próxima escaramuza
de la que ser víctima.
 Francisco Espada 

lunes, 22 de diciembre de 2014

Joe Cocker D.E.P.

No tengo palabras, hoy nos falta

martes, 16 de diciembre de 2014

Gourmet


Dada mi profesión de crítico gastronómico me sorprende la profusión de programas en los que se preparan platos altamente sofisticados y concursos donde se exige a los concursantes que preparen suculentos platos para poner a prueba su imaginación.

Para ser capaz de saborear un buen menú es necesario haber educado el paladar con cada producto, con cada matiz. No es una tarea fácil, es un arte ser capaz de disfrutar cada plato e intentar adivinar la personalidad de quien lo ha preparado. Por su forma de hacer se puede intuir el carácter del autor, hasta se puede intuir si es buena persona.

Hace algunos años que tomé la costumbre de valorar la calidad de los restaurantes que debo examinar sin salir de casa, prescindiendo de la atención del maître o de la decoración que intuyo adecuada. Me concentro solamente  en la comida y en activar mis papilas gustativas, en descubrir esa intención oculta que contiene cada plato. Esto era así antes de la operación y no me impidió seguir trabajando. Mis opiniones se siguen tomando al pie de la letra y en determinados momentos aparece como “trendic topic” en las redes sociales.

En algunos casos mis compañeros de profesión, otros críticos de revistas especializadas, ponen como ejemplo mi capacidad para percibir ese aroma que recuerda un momento de la infancia o aquel otro regusto meloso que remite al calor del fuego en casa de la abuela.

Dicen que la cocina cada vez se asemeja más a las otras artes, al de la pintura por ejemplo, donde cada obra debe llevar su interpretación para ser tenida en cuenta, pero permitan que esboce una leva sonrisa cuando recuerdo que debido a una lacerante enfermedad me  fue extirpada la lengua, de modo que puedo sentir la comida lo mismo que un ciego puede apreciar un cuadro de Velázquez. Pero mi criterio, mi imaginación valdría decir, se sigue teniendo en cuenta como uno de las más acertadas a la hora de discriminar sabores y texturas, soy lo que se dice un profesional competente

 jaal 

domingo, 14 de diciembre de 2014

Reflejo


Foto de ñOCO le bOLO

Había escrito cien veces: te quiero. 
Como quien escribe el castigo de un profesor chiflado. 
Cien veces, y ninguna era cierta. 


Se aferró fuertemente al reflejo de su esencia en la laguna.

... MARINA

miércoles, 10 de diciembre de 2014

lo que fuimos tú y yo


Que la vida sea odisea que recorro día a día,
es la resulta de la herida, abierta, que dejó nuestro adiós…
¿Cómo evoco tu memoria sin rozarte el corazón?
¿Cómo hablo sin palabras que se mueran escondidas de tristeza,
sin suspiros que repliquen lo que fuimos tú y yo?
Que el tiempo pase…
Que el otoño haga mella y nos olvide desvalidos,
empapados en la lluvia, regalándonos amor.
Que los pájaros perdonen nuestras ansias de volar esclarecidas,
nuestros días que se borran en mentiras,
que barramos tras la cama valentías de licor.
¿Cómo logro recordarme entre tus brazos sin tocarte y sin besarte?
¿Cómo olvido lo que nunca sucedió?
Un amor enrarecido, un camino sin vestigios,
un recuerdo hecho de olvidos y de tiempo que pasó.
A las palabras no se las lleva el viento, vuelven solas… calladitas…
A escondidas por las noches simulando algún rencor.
No me olvido, y no me muero… vivo una condena establecida
que me hace ir a la deriva, cual suicida al que le falta el corazón.
Ya no duermo, ya no espero… Ya no busco tu rubor,
ya no anhelo las migajas de ese cuerpo majestuoso que admiraban mis sentidos
cuando tú te desnudabas… el corazón.
Yo los miro con sigilo, los espero empedernido.
No hay un mar, un muro, ni un abismo que me aleje de la idea
de tenerte entre mis brazos… otra vez,
de besarte en secreto, de estar así… a tu lado o a lo lejos,
escondido entre las sombras…
Amándote para siempre…

Juan Manuel Martínez Iglesias 

lunes, 1 de diciembre de 2014

DONDE NACE LA ALEGRIA



La alegría es un pálpito extraño que cava sus raíces en la tierra honda. Y cría luego una extraña flor que llena de fragancia todos los rincones de tu casa.

No hay vitamina que te llene tanto de energía, ni masaje alguno que te tonifique el corazón y te lo agrande tanto. Pesarás menos que una pluma y volarás sin esfuerzo hasta las colinas desde donde todo se ve más claro. Y no te cansarás jamás, ni podrá contigo la negra pena.

Tú eres el hombre más afortunado del universo. Porque ella te espera y tú vas flotando por la calle, a su encuentro, como lo hacen los globos llenos de aliento. Y encuentras el mundo tan bien hecho que la alegría te inunda y te desborda y la gente te mira con la boca abierta al pasar...



DEL LIBRO "LOS MEJORES 101 MOMENTOS DE AMOR" 
- Francisco Rodríguez Tejedor