domingo, 26 de marzo de 2017

Pulsaciones


Rozando la esquizofrenia, con la obligación de vivir dos vidas, la propia y la de un desconocido. Pablo Derqui (Barcelona, 1976) tiene ante sí la enorme responsabilidad de sostener un personaje que son dos. Y de hacerlo como actor principal de una serie. El responsable de ello es Emilio Aragón, productor, guionista y director de Pulsaciones, cuyo rodaje se hizo en Madrid.


La ficción, un thriller sobre un neurocirujano que tras sufrir un infarto le es trasplantado el corazón de otra persona y, con él, sus recuerdos, cuenta también en su reparto con Leonor Watling, Ingrid Rubio, Juan Diego Botto, Meritxell Calvo y Antonio Gil.


“Es una persona que carga dos personajes y el drama de llevarlo. De pronto uno toma las riendas, luego el otro. Es todo a la vez, no son dos vidas paralelas”, comenta en el set de rodaje el actor de series como Isabel o Nit i día. “Es una cosa de estas de las mentes enfermas de los guionistas”, bromea, “que dices, ¿cómo podría llegar a ser una vida así?”.


El personaje de Derqui, Álex, comienza a tener recuerdos de su donante, un periodista de investigación, interpretado por Botto, que murió en un accidente en extrañas circunstancias. La idea de la serie parte de la base de la llamada memoria del corazón, una teoría que dice que los órganos generan sus propios recuerdos, e incluso sentimientos, y los transmite al cerebro.




El pabellón 8 de la facultad de Medicina de la Universidad Complutense ha acogido el rodaje de Pulsaciones. Por los pasillos de lo que fue el Centro Nacional de Especialidades Quirúrgicas, un lugar muy apropiado para esta serie, se mueven técnicos e intérpretes que van de un plató a otro. Al final del pasillo a la izquierda, una comisaría de policía, un poco antes a la derecha, el piso de una de las protagonistas. Si se observa cada puerta que se pasa, incluso se ven objetos de utilería de Águila Roja (con la que comparte productora, Globomedia).


Es día de rodaje y de atención a la prensa. Aunque Emilio Aragón no está, sus actores le tienen muy presente. Le recuerdan por su programa Ni en vivo ni en directo (1983/84) y sus trabajos como cineasta. "Es hiperconciliador, muy trabajador, tanto es músico como dirige o monta. Tiene una sensibilidad determinada y está muy preocupado porque el ambiente sea muy distendido", dice Derqui. Su compañera de reparto, Leonor Watling, coincide: "Que esté Emilio da seguridad, tenía ganas de conocerle, porque admiro lo que hace y cómo lo hace, su inquietud. Trabajando es muy Bruce Lee, y su frase “sé agua, que en la tetera es tetera, en la taza es taza”, lo que pase lo convierte en algo que está bien que pase, y eso como actor es maravilloso", recalca.
 

Watling, que no participaba en una serie de televisión desde Raquel busca su sitio (2000), interpreta a la esposa de Álex, también neurocirujana, un personaje de pensamiento racional que se niega a aceptar que la memoria del corazón exista y por lo tanto no puede entender el comportamiento de su marido. Entre películas con Almodóvar, De la Iglesia o Gay y las giras con su grupo de música, Marlango, ¿echaba de menos Watling la televisión? "El formato es muy secundario, es como el género. A un actor al final que sea una comedia, un drama, un thriller, una película para televisión o una serie viene después. Lo primero que te engancha es el guion y el personaje", comenta la actriz, que recalca que con Pulsaciones "la sensación es estar haciendo un largometraje en 10 entregas".


La serie tiene una trama que se cierra tras 10 capítulos. Suficientes para que Derqui le tome el pulso a un personaje trastornado con el que se sale un poco de otros seres antipáticos que ha interpretado con anterioridad. "Es un personaje más blanco, aunque comienza siendo un poco antipático. Es un viaje que le hace de alguna manera vivir otra vida, tener otro corazón y sentir las cosas de otra manera. Acabas empatizando con él y esa es mi intención".


EMILIO ARAGÓN, EL ARTISTA DE LOS "MUCHOS PALOS"
Emilio Aragón (La Habana, 1959) ha tocado "muchos palos", como dice su compañero de trabajo en Pulsaciones Pablo Derqui. Payaso, músico, presentador, actor, guionista, director, productor... En su vuelta a la ficción televisiva tras dos películas de cine ejerce de los tres últimos y en un género poco habitual para él, el thriller psicológico. En televisión ha estado al frente  de productos como Ni en vivo ni en directo, Médico de familia, VIP Noche o Javier ya no vive aquí
.

En Pulsaciones han acompañado a Aragón como guionistas Carmen O. Carbonero (Águila Roja, Periodistas) y Francisco Roncal (Los hombres de Paco). Y ha contado también con otros directores, como David Victori (premiado por Ridley Scott por su corto La culpa)  y David Ulloa (Gran reserva).
El Pais

No hay comentarios:

Publicar un comentario